sábado, 7 de febrero de 2009

Foto: por Anna Flota

Me gustó mucho este escrito, lo comparto porque se me hizo hermoso, y creo que la vida es así...

Queda Prohibido de Pablo Neruda

Queda prohibido llorar sin aprender,
levantarte un día sin saber que hacer,
tener miedo a tus recuerdos.

Queda prohibido no sonreir a los problemas,
no luchar por lo que quieres,
abandonarlo todo por miedo,
no convertir en realidad tus sueños.

Queda prohibido no demostrar tu amor,
hacer que alguien pague tus dudas y tu mal humor.

Queda prohibido dejar a tus amigos,
no intentar comprender lo que vivieron juntos,
llamarles sólo cuando los necesitas.

Queda prohibido no ser tú ante la gente,
fingir ante las personas que no te importan,
hacerte el gracioso con tal de que te recuerden,
olvidar a toda la gente que te quiere.

Queda prohibido no hacer las cosas por tí mismo,
no creer en Dios y hacer tu destino,
tener miedo a la vida y a sus compromisos,
no vivir cada día como si fuera un último suspiro.

Queda prohibido echar a alguien de menos sin alegrarte,
olvidar sus ojos, su risa,
todo porque sus caminos han dejado de abrazarse,
olvidar su pasado y pagarlo con su presente.

Queda prohibido no intentar comprender a las personas,
pensar que sus vidas valen más que la tuya,
no saber que cada uno tiene su camino y su dicha.

Queda prohibido no crear tu historia,
dejar de dar las gracias a Dios por tu vida,
no tener un momento para la gente que te necesita,
no comprender que lo que la vida te da,
también te lo quita.

Queda prohibido no buscar tu felicidad,
no vivir tu vida con una actitud positiva,
no pensar en que podemos ser mejores,
no sentir que sin ti este mundo no sería igual.

3 comentarios:

  1. Hola, pues nada saltando de blog en blog dí con el tuyo. Pasaré de vez en vez a visitarte como el zorro al principito y quizá podamos ser amigos. saludos.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo8/2/09 20:51

    Si me permites, agregaría otras líneas que leí en un libro días atrás, para complementar este hermoso parrafo:

    Si me siento deprimido cantaré.
    Si me siento triste reiré.
    Si me siento insignificante recordaré mis metas... Hoy seré dueño de mis emociones... pero... Si se apodera de mí la confianza excesiva, recordaré mis fracasos.
    Si me siento todopoderos@, preocuraré detener el viento.
    Si pienso que mi habilidad no tiene igual, contemplaré las estrellas...

    AnonimA. Salu2 ;)

    ResponderEliminar
  3. annaflota@gmail.com9/2/09 20:04

    HOla, gracias por sus comentarios, la verdad es que a veces uno intenta expresar lo que siente, y pues a veces te sale y a veces no, pero lo importante, es rebuscar lo que tenemos adentro, que si no lo externamos nos puede carcomer...

    Saludos, y gracias por todo!! :D

    Anna

    ResponderEliminar